CR - Colombia
CR - España
CR - Panamá
CR - USA

 

Author: Casa Roca

VI-ENE-03

Los hijos de Abraham | Árabes y Judíos

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

Por otra parte, las luchas legendarias entre los hijos de Sara y Agar se agudizaron a finales del siglo XIX y durante todo el XX por la disputa territorial de Palestina.  Árabes y judíos derrocharon ingenio para perfeccionar el terror hasta límites nunca antes alcanzados por el hombre y que hoy subsisten en ese legendario campo de batalla.  No debe olvidarse que el antiguo comandante de las bandas terroristas judías, Menahem Begin, fue primer ministro de Israel, como el fundador de Al Fatah, Yasser Arafat, es presidente de la Autoridad Nacional Palestina.

Existe la percepción más o menos universalizada de que Estados Unidos es projudío y Europa proárabe.  El asunto tiene que ver con dos realidades históricas: el colonialismo europeo, principalmente británico y francés, que hizo presencia muy notable en el Oriente Medio; y, de otro lado, el hecho de que los judíos europeos que se vieron precisados a emigrar – perseguidos por los zares, el comunismo y el nazismo – decidieron, como entonces se decía, ‘hacer la América’ y constituyeron un grupo de fuerte influencia en los Estados Unidos.  En la sola Nueva York hay más judíos que en todo Israel.

Por contraste, en América Latina las principales oleadas migratorias fueron mayoritariamente árabes, pese a que los judíos también llegaron a muchos países, primordialmente Argentina y Brasil.  Los latinoamericanos nos hemos entendido bien con los árabes, especialmente sirio-libaneses- la procedencia más nutrida – y muchos de ellos se han destacado en la cátedra, las artes, los negocios, las ciencias y, particularmente, la política.  Los presidentes Carlos Menem en Argentina y Julio César Turbay en Colombia son solo dos ejemplos.

La influencia del catolicismo romano, que ha marcado en forma indeleble la impronta latinoamericana, generó cierto antisemitismo en la población: los judíos eran los asesinos de Jesús; en cambio, casi todos los árabes por venir de países de influencia maronita y ortodoxa, daban con facilidad el paso hacia el catolicismo romano.  En la región se llama ‘turcos’ a los ismaelitas, porque los primeros  que a ella inmigraron traían pasaporte del imperio otomano, potencia mandataria de sus países en aquel tiempo.

Al margen de las anteriores consideraciones, no puede desconocerse que el monoteísmo ha sido, es hoy en muchos casos, y puede ser en el futuro un importante punto de confluencia de estas tres culturas, espiritualidades y formas de vivir.  En el pasado, por ejemplo, España fue un buen ensayo.

Pensadores profundos y decisivos de las tres corrientes religiosas fueron: españoles: el cristiano Isidoro, el judío Maimónides, el musulmán Averroes. Un popular romance andaluz relata los amores de un católico y una judía:

¿Qué dirán tus sinagogas?

¡Qué dirán mis arzobispos!

 

Chateaubriand, por su parte, dejó en ‘El último Abencerraje’ un relato romántico sobre situación similar entre un moro y una cristiana precisamente en España.

Ahora bien, en Estados Unidos existe también una fuerte colonia árabe con personalidades de alto relieve en la vida nacional e internacional, que practican la fe islámica. ¿No podría intentarse, ya que se disfruta de tolerancia, alguna forma de convivencia en la diferencia que lleve a cristianos, judíos y musulmanes a una alianza estratégica frente a los terrorismos de todas las vertientes?

Los latinoamericanos, de mano de los españoles, pueden ser un aglutinador de tales esfuerzos.  A través de la ‘madre patria’ han llegado hasta el torrente sanguíneo de Amerindia glóbulos hebreos y árabes en gran proporción.  Nadie discute la influencia de los hijos de Ismael a través de ocho siglos de presencia en la península ibérica;  es menos reconocida la del componente hebreo, pero se ha dicho razonablemente que aquel descendiente de españoles incapaz de recitar sus treinta y dos apellidos primarios, está impedido para afirmar que no tiene sangre judía.

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Eterno Presente, página 181-183)

Read More
VI-ENE-02

Los hijos de Abraham

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

Es muy triste reconocer que el terrorismo religioso y, en buena parte, el político han tenido como protagonistas muy notorios  a través de la historia a los monoteístas; ejemplo de lo cual es la pugna actual entre maronitas e islámicos en el Líbano. Cristianos contra judíos, cristianos contra musulmanes, musulmanes y judíos entre sí han alcanzado un nivel de crueldad en sus guerras casi inaceptable para salvajes sin el conocimiento de Dios.  Todo comenzó cuando los fariseos, acaudillados por el terrorista paramilitar Saulo de Tarso, hicieron víctimas a los primeros cristianos de torturas y matanzas;  y, si bien es cierto que los césares, con Nerón mismo a la cabeza, entregaron a las fauces de los leones a los seguidores de Jesús, no lo es menos que, andando el tiempo, los últimos hicieron a los judíos reciprocidades violentas.

El cargo de deicidas que se les endilgó a los adeptos de la ley mosaica es una de las más grandes contradicciones al espíritu de la fe cristiana.  El  deicidio es, simplemente, una imposibilidad, puesto que si Dios no puede morir, no hay quien pueda matarlo; y, si Dios muriera, la muerte misma sería Dios, pues en ella residiría el poder absoluto.  Es obvio que Jesucristo muere en la cruz como hombre, no como Dios, de la misma manera que nace de María no como Dios sino como hombre.   Si Dios no puede nacer tampoco puede morir.

Siguiendo aquella lógica los cristianos deberíamos, más bien, estar agradecidos con los judíos por haber dado muerte a Jesús, puesto que de ese hecho vino nuestra redención.  En otras palabras, si Jesús no hubiera muerto no habríamos sido redimidos.  Sin embargo, la gratitud debe estar orientada en forma exclusiva a El por su sacrificio voluntario y no a los humanos agentes que lo hicieron posible.

La iglesia romana extremó los procedimientos de crueldad para ‘castigar’ a los judíos por el deicidio y solo recientemente, por buenos oficios de Juan Pablo II, se ha pedido perdón a los descendientes directos de las víctimas de aquel absurdo terrorismo religioso, que tuvo sus expresiones más refinadas en la Santa Inquisición.

El caso de las Cruzadas no es menos grave.  Al surgir el Islam como opción espiritual para los árabes, Roma sintió amenazadas sus ‘posesiones’ en Tierra Santa y las emprendió a sangre y fuego contra los hijos de Ismael, quienes respondieron en forma similar.  Las historias que se conservan de aquellos enfrentamientos son espeluznantes.  Algunos cristianos, en nombre del Príncipe de la paz, idearon sadismos sofisticados e ignominias bélicas inimaginables contra los impíos.  Los musulmanes no salieron del todo mal librados de esta guerra terrorista, pues arrebataron a la cristiandad fuertes baluartes que no le ha sido posible recuperar.

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Eterno Presente, página 180-181)

Read More
VI-ENE-01

Los tesoros perdidos | Diálogo Norte-Sur

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

Para los Estados Unidos el tesoro perdido ha sido América Latina.  Es prioritario reconstruir la confianza de los habitantes del sur del Río Grande – frontera geográfica, étnica, cultural, económica y espiritual – en los prósperos vecinos del norte cuyos ojos azules miraron sin interés durante mucho tiempo a una región que podía ser su amiga y aliada, ayudarlos, custodiarlos.  No es tarde aún para que se aprovechen las actuales circunstancias históricas en un reexamen que conduzca al panamericanismo bien entendido: no la imposición, ni la ley del más fuerte, sino lo que ha hecho grande a la superpotencia: la igualdad de oportunidades que no es cosa distinta a la imparcialidad cristiana:

“En esta nueva naturaleza no hay griego ni judío, circunciso ni incircunciso, culto ni inculto, esclavo ni libre, sino que Cristo es todo y está en todos.”

Colosenses 3:11

Si se ha logrado dentro de las fronteras ¿por qué no intentarlo fuera de ellas?   ¿No es más seguro para la vida interior garantizar la vida exterior? Los latinoamericanos, hastiados de diversos terrorismos, miran hoy con ojos de esperanza a quien puede salvarlos de ese yugo.  ¿No podría intentarse alguna alianza, algún plan, una suerte de liga interamericana que, a través de cooperación creativa, diera un nuevo impulso pacífico a pueblos tradicionalmente sometidos al abandono y la desesperanza?

Si no se aprovecha el momento actual, cuando las masas están desencantadas de sus fracasados libertadores violentos, las cosas podrán llegar a un punto muerto donde ya ningún esfuerzo fructifique.  La Iglesia  Cristiana Evangélica, por sus conexiones norte –  sur fortalecidas con el  elemento español, puede ser el motor de esa iniciativa.  Para lograrla, deberá recibir el nuevo vino de la revelación espiritual y lanzarse a la reconquista de los tesoros perdidos.  Es hora de decir como en tiempos de Salomón: ‘Manos a la obra’.

Sin embargo, uno se cuestiona sobre si los Estados Unidos tendrán, en el campo evangélico, algún interlocutor válido dentro del ámbito latinoamericano.  Cuando se observa el panorama continental cargado de densos nubarrones, causa inquietud la escasa presencia del liderazgo cristiano frente a los problemas, en tanto  las jerarquías católicas romanas, y aún el clero raso de esa iglesia, son muy dinámicos e influyentes. En general, la actitud pareciera ser un encogerse de hombros y exclamar: Que protesten otros, no los protestantes.

Hay también cierta sumisa reverencia de yesman hacia los hermanos mayores del norte, con quienes no se discute, ni siquiera se dialoga; a quienes solo se les obedece.  El primer diálogo norte – sur que podría dar buenos resultados es entre las iglesias; en ese organismo da vasos comunicantes que es el Cuerpo de Cristo podemos darnos mutuamente oxígeno y plasma para ser más saludables.

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Eterno Presente, página 177-179)

Read More
VI-DIC-04

Satanás se viste de verde P5

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

HORÓSCOPOS

Finalmente, Koch entra a la condena de la forma vulgar de astrología, el horóscopo solar y el pronóstico astrológico, y examina las graves consecuencias síquicas que se derivan de esclavizarse a las cartas astrales. Y, por cierto, a lo largo y ancho de Latinoamérica se pavonea Walter Mercado, sumo sacerdote de los oráculos, de aspecto y atuendo andróginos, con una corte de seguidores e imitadores más o menos pintorescos.  Creer que las estrellas dominan la vida humana es desconocer por igual la soberanía de Dios y el libre albedrío del hombre. ¿Qué dice Isaías?

 

¡Los muchos consejos te han fatigado! Que se presenten tus astrólogos, los que observan las estrellas, los que hacen predicciones mes a mes, ¡que te salven de lo que viene sobre ti! ¡Míralos! Son como la paja, y el fuego los consumirá.  Ni a sí mismos pueden salvarse del poder de las llamas.  Aquí no hay brasas para calentarse, ni fuego para sentarse ante él.  Esos son para ti los hechiceros con quienes te has ejercitado, y con los que has negociado desde tu juventud.  Cada uno sigue en su error; no habrá quien pueda salvarte.

Isaías 47:13-15.

La mejor prueba de la falsedad de este sistema es la disparidad física y sicológica, como las diferencias de ciclos y ritmos, de los nacidos bajo un mismo signo, que el libro de Génesis  ilustra bien en el caso de los gemelos de Isaac y Rebeca.

 

Los niños crecieron.  Esaú era un hombre de campo y se convirtió en un excelente cazador, mientras que Jacob era un hombre tranquilo que prefería quedarse en el campamento. Génesis 25:27-28.

 

¿Cómo explican los astrólogos las divergencias sicológicas y existenciales de dos personas nacidas en un mismo parto, a una misma hora, bajo el mismo signo y con el mismo planeta regente? La propia mitología, de donde provienen los horóscopos, deja a éstos muy mal parados: la constelación de Géminis debe su nombre a los gemelos Cástor y Pólux, los dioscuros, ídolos lacedemonios adorados en las ciudades dorias, hijos de Zeus encarnado en un cisne,  y Leda, esposa de Tíndaro.  Pese a ser ellos mismos los patronos de un signo zodiacal, la leyenda los describe muy distintos entre sí: Cástor es un guerrero; Pólux, un deportista que combate con el cesto de pugilato.  Sus aventuras, relatadas en la epopeya de Los Argonautas, los muestran opuestos en carácter y habilidades.  Cástor muere y va al Hades; Pólux es llevado al cielo sin conocer muerte.  Finalmente, su padre decide que los dos se alternen para pasar un día sí y otro no en compañía de los dioses.

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Reto de Dios, página 202-204)

Read More
VI-DIC-03

Satanás se viste de verde P4

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

ASTROLOGÍA

Llama poderosamente la atención el análisis que sobre este tema ha realizado el doctor Kurt E. Koch, quien hace una distinción entre la astrología propiamente dicha y el horóscopo solar o astrología pronóstica.

En el año 1952 Dorotea Hosh escribía para la Hoja Parroquial de la Iglesia Reformada de Suiza, que realmente el hombre y el Cosmos están unidos el uno al otro, y que las ‘fuerzas cósmicas’ no pueden ser negadas, aunque sean desmitologizadas.  En otras palabras, que la lucha contra la superstición moderna debe llevarse por otro plano que por el de negar la existencia de estas fuerzas.

 

No son, pues, los astros los que ejercen influencias sobre las vidas humanas, sino aquellos seres que san Pablo describe precisamente en una escritura que ha sido mal interpretada por algunos:

 

Porque nuestra lucha no es contra seres humanos, sino contra poderes, contra autoridades, contra potestades que dominan este mundo de tinieblas, contra fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales.

Efesios 6:12.

 

La conclusión de Koch es terminante y encuadra sin dificultades en los parámetros de la sana creencia cristiana.

No se crea que se trata aquí de establecer una comparación entre la idea paulina con las supuestas fuerzas cósmicas de la Astrología.  Lo que intentamos decir es que el pensamiento bíblico aporta argumentos más importantes al terreno de la Astrología y los hechos innegables que cualquier otra idea racionalista del siglo de las luces (XVIII).

 

No cabe ninguna duda de que, vistas las cosas bíblicamente, Jesucristo ha tenido una estrecha relación con aquellos seres espirituales espaciales; en primer lugar, por ser, precisamente,  el Creador de los mismos,

 

Porque por medio de él fueron creadas todas las cosas en el cielo y en la tierra, visibles e invisibles, sean tronos, poderes, principados o autoridades: todo ha sido creado por medio de él y para él.

Colosenses 1:16

 

Y, sin discusión,  algunos de aquellos tronos, poderes, principados y autoridades se opusieron a Dios, haciendo necesaria una batalla cósmica –verdadera guerra de las galaxias- que culminó en gloriosa victoria.

 

Desarmó a los poderes y a las potestades, y por medio de Cristo los humilló en público, al exhibirlos en su desfile triunfal. Colosenses 2:15.

 

Por eso, el mencionado investigador desarrolla su impactante razonamiento en forma redonda y esencialista:

Desde el punto de vista de la doctrina novotestamentaria, sabemos que existen potencias y fuerzas cósmicas.  El individuo está incluido en el macrocosmos como un microcosmos.  Es decir: encerrado como naturaleza individual en el gran ritmo cósmico.  Pero también sabemos con toda seguridad que como cristianos no estamos sujetos a este ejército celeste.  Así pues no vamos a la negación de estas potencias, pero sí a la destronización de ellas por medio de Cristo.

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Reto de Dios, página 200-202)

Read More
VI-DIC-02

Satanás se viste de verde P3

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

NUTRICIÓN

En cuanto a la alimentación, en concordancia con religiones orientales, se predica el vegetarianismo, dieta que tiene mucho que ver con la reencarnación.  No se debe comer carne animal porque, para hacerlo, es necesario quitar una vida, lo cual interrumpe bruscamente el karma.  Pero las Sagradas Escrituras no prohíben consumir carne animal, sino más bien lo recomiendan.
Todo lo que se mueve y tiene vida, al igual que las verduras, les servirá de alimento.  Yo les doy todo esto.  Pero no deberán comer carne con su vida, es decir, con su sangre. Génesis 9:3-4
 

He allí una dieta balanceada, a base de carne y vegetales.  La única veda bíblica vigente es sobre consumir la sangre de los animales.  Pedro tuvo una singular experiencia, debido a que la ley de Moisés prohibía algunas especies para el consumo humano.  Hallándose en Jope, mientras oraba en la azotea, sintió hambre y tuvo un éxtasis:

Vio el cielo abierto y algo parecido a una gran sábana que, suspendida por las cuatro puntas, descendía hacia la tierra.  En ella había toda clase de cuadrúpedos, como también reptiles y aves.  –Levántate, Pedro; mata y come –le dijo una voz.

-¡De ninguna manera, Señor, -replicó Pedro-.  Jamás he comido nada impuro o inmundo.  Por segunda vez le insistió la voz: -Lo que Dios ha purificado, tú no lo llames impuro.  Esto sucedió tres veces, y enseguida la sábana fue recogida al cielo.  Hechos 10:11-16.

 

Esta visión es interpretada fundamentalmente como una orden de compartir el Evangelio a  los gentiles; pero nadie puede desconocer el profundo significado que entraña, también, sobre las prohibiciones alimenticias.  Pablo, por su parte, hace esta tremenda admonición:

 

Prohíben el matrimonio y no permiten comer ciertos alimentos que Dios ha creado para que los creyentes, conocedores de la verdad, los coman con acción de gracias.  Todo lo que Dios ha creado es bueno, y nada es despreciable si se recibe con acción de gracias, porque la Palabra de Dios y la Oración lo santifican.

1 Timoteo 4:3-5.

 

Es ingenua la pretensión de quienes afirman que Jesús de Nazaret era vegetariano.  Ella se cae por la base, puesto que el Señor comió la Pascua Judía, cuyo plato fuerte es cordero; y, además, después de su resurrección, preparó un desayuno a la orilla del lago y lo compartió con sus amigos pescadores.

 

CORPOLATRÍA

La adoración de la naturaleza propia de este sistema se complementa con el culto del cuerpo humano.  Por todo el Continente, no sólo en los reinados de belleza y en los gimnasios fisicoculturistas sino en la publicidad,  los periódicos y revistas, el cine y la televisión, se observa un creciente afán por la belleza corporal, tanto femenina como masculina.  Estar en forma es la gran consigna.  Eres dios, eres diosa, somos dioses.  ¡Satanás tiene toda la razón!.  Hay que lucir tan estilizados como los bronces de Fidias, como los mármoles del Partenón.

 

Nadie puede criticar, sino estimular, el cuidado del cuerpo, pues que la Biblia misma lo llama ‘templo del Espíritu Santo’; pero una cosa es adorar al Dios que mora en el templo, y otra bien distinta, adorar el templo.  La cultura física se está convirtiendo en un modo grosero de humanismo, como en la antigua Grecia, y en el período neo-clásico; sólo que hoy se adora directamente a estatuas de carne y hueso.

 

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Reto de Dios, página 198-200)

Read More
VI-DIC-01

Satanás se viste de verde P2

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

ECOLOGÍA

 

Satanás vestido de verde recorre el mundo con el estandarte de la nueva diosa: Ecología, a quien es necesario adorar, como antiguamente a Flora y Fauna se les rendía culto devoto.  Hoy resulta que es más importante un árbol que un hombre, y Brigitte Bardot se conmueve de las focas árticas, y no de los niños que mueren de hambre y frío bajo los puentes de nuestras ciudades.  Madres pordioseras paren en las alcantarillas, y la gata de ojos fosforescentes lo hace en sofisticada clínica felina de la city londinense.  Los ritos de los antiguos druidas renacen a la sombra de las encinas sagradas, y en los parques zoológicos, los darwinistas miman a sus antepasados; pero todavía no encuentran el eslabón perdido, y, mientras no lo muestren, seguirán parados sobre el deleznable terreno de la suposición.  El cristiano, entre tanto, puede gritar a pulmón lleno: mi Padre no es un orangután, mi Padre es Dios.

 

La corriente naturalista se ha extendido hasta la política, la medicina y la alimentación.  Tres causas maravillosas.  Los partidos verdes constituyen hoy el refugio de antiguos revoltosos, que han cambiado el color de la sangre por el de la clorofila; ante el fracaso de sus viejas utopías, plantean ahora una retroalimentación sociológica en la comunidad tribal.  Debido a su pródigo ambiente natural, Latinoamérica es escenario adecuado para esta ecología panteísta.

 

MEDICINA

 

La medicina es una ciencia aprobada por Dios.  Jesús dijo que los enfermos, y no los sanos, necesitan médico.  Uno de los Evangelios y Hechos de los Apóstoles son libros escritos por un médico: Lucas.  Todas las ramas de la medicina son válidas –incluidas la homeopatía y la acupuntura-, siempre y cuando permanezcan en el ámbito científico, pero se vuelven fraudulentas cuando incursionan en el campo del ocultismo; entonces pasan a ser medicina religiosa,  es decir, magia y hechicería.  Hoy por hoy, se observa a muchos curanderos enfundados en blusas de doctores, que trabajan con horóscopos, hierbas, péndulos y varas radiestésicos, quiromancia y otras manifestaciones sospechosas.  Sin olvidar que, en las zonas rurales, el chamanismo disfruta de enorme popularidad y aceptación.

 

El Libro de Enoc, muy llevado y traído a través de todo el continente en este inicio milenial, no entró a formar parte del cánon judeo-cristiano del Antiguo Testamento, porque pudo comprobarse que su texto genuino había sido objeto de interpolaciones, para justificar doctrinas satánicas.  Pero hay algunas cosas que la Biblia avala sobre tal libro, especialmente en la Epístola de Judas Tadeo.  Es Enoc quien dice que los ángeles caídos -últimamente identificados por algunos como extraterrestres– enseñaron a los primeros hombres, entre muchas artes, las propiedades curativas y letales de las plantas.  Con razón las brujas son expertas en baños, unciones y bebedizos vegetales.

 

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Reto de Dios, página 197-198)

Read More
VI-NOV-04

Satanás se viste de verde

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

A riesgo de que ecólogos bien intencionados –y son legión en Latinoamérica- se disgusten conmigo, debo decir que en la actualidad se está utilizando hábilmente la dramática devastación de la naturaleza por el hombre, para llamar a éste a una relación profunda con aquella.  Todo cristiano debe defender el entorno que Dios nos regaló en su infinita misericordia, pues es un crimen de lesa humanidad destruir los recursos naturales.  Oramos y actuamos por la recuperación de los ríos y los bosques, como administradores y no destructores de la creación material de Dios, que evidencia ante nuestros ojos asombrados Su Poder y Majestad y que, también recibirá redención.

 

La creación aguarda con ansiedad la revelación de los hijos de Dios, porque fue sometida a la frustración.  Esto no sucedió por su propia voluntad, sino por la del que así lo dispuso.  Pero queda la firme esperanza de que la creación misma ha de ser liberada de la corrupción que la esclaviza, para así alcanzar la gloriosa libertad de los hijos de Dios.  Sabemos que toda la creación gime a una, como si tuviera dolores de parto.

Romanos 8:19-21.

 

No puede desconocerse que, con el pretexto ecológico, se está llevando al hombre hacia un panteísmo científico.  La adoración de la naturaleza es una forma rudimentaria de la idolatría, porque cree que aquella es Dios, que la criatura es el mismo Creador. Baruch de Spinoza fue expulsado de las sinagogas holandesas bajo cargos de herejía por predicar tal error.

 

PANTEÍSMO

 

El nuevo panteísmo, de rápido crecimiento en Latinoamérica, pretende que el Cosmos es un cuerpo infinito del cual Dios es el Espíritu; por lo tanto, todas las cosas, y nosotros mismos, formamos parte de la divinidad.  Pero Dios es una Persona, un Individuo independiente de su propia creación.  El libro que usted tiene ahora mismo en sus manos es mi creación, pero no es mi persona, no es yo mismo.  Cuando Pablo fue invitado a disertar en el Areópago de Atenas ante epicúreos y estoicos –las dos filosofías extremas de su tiempo-, al plantear la naturaleza divina, expresó

 

El Dios que hizo el mundo y todo lo que hay en él es Señor del cielo y de la tierra.  No vive en templos construidos por hombres, ni se deja servir por manos humanas, como si necesitara de algo.  Por el contrario, él es quien da a todos la vida, el aliento y todas las cosas. 

Hechos 17:24-25.

 

Aquí está clara la suprema autonomía e independencia de Dios.  Ahora, en cuanto a su Omnipresencia, el apóstol manifestó:

Esto lo hizo Dios para que todos lo busquen y, aunque sea a tientas, lo encuentren.  En verdad, él no está lejos de ninguno de nosotros, puesto que en él vivimos, nos movemos y existimos.

Hechos 17:27-28 a.

 

En ningún lugar la Biblia dice que somos parte de Dios, átomos o moléculas de Dios, como el neo-panteísmo lo pretende; sino sus criaturas, pero que moramos en El.  Y, por supuesto, el habitante no es la casa.

 

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Reto de Dios, página 195-197)

Read More
VI-NOV-03

El carpintero es la puerta P4

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

Uno de los iconos más firmemente grabados en el inconciente colectivo  es, precisamente,  el que muestra a Jesús llamando a la puerta con los nudillos de una mano, mientras en la otra sostiene una lámpara  cuyo resplandor se extiende por todo el contorno venciendo las tinieblas. Se trata, por supuesto, de la conocida escena del libro de Apocalipsis:

 

«Mira que estoy a la puerta y llamo. Si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré, y cenaré con él, y él conmigo». Apocalipsis 3:20

 

Resulta significativo que en todas las iglesias de Apocalipsis Jesucristo se halle situado dentro del templo, menos en la de Laodicea, a la cual se dirige el mensaje citado. Allí el Señor está afuera, a la intemperie, golpeando a la puerta sin cesar, a ver si hay alguien, un solo  feligrés obvio,  a quien se le ocurra la idea elemental de abrirle la puerta al Dueño de casa. Laodicea es, en términos generales, la iglesia cristiana de la posmodernidad.

 

Hay dos obras de arte que me conmueven al respecto, entre las muchísimas que han recibido inspiración en la  imagen de Apocalipsis. Una es literaria y se trata de un clásico soneto castellano, obra del llamado “fénix de los ingenios”, Lope de Vega:

 

“¿Qué tengo yo que mi amistad procuras?

¿Qué interés se te sigue, Jesús mío,

que a mi puerta, cubierta de rocío,

pasas las horas del invierno a oscuras?

 

¡Oh, cuánto fueron mis entrañas duras

pues no te abrí! ¡Qué extraño desvarío

si de mi ingratitud el hielo frío

secó las huellas de tus plantas puras!.

 

Cuántas veces el ángel me decía:

—Alma, asómate ahora a la ventana,

verás con cuánto amor llamar porfía;

 

Y cuántas, hermosura soberana,

‘mañana le abriremos’, respondía,

para lo mismo responder mañana”.

 

 

La otra obra de arte a la que me refiero es el  famoso lienzo del pintor William Holman Hunt, ‘Luz del mundo’, que representa a Jesús llamando a la puerta. Se dice que, cuando el cuadro fue develado al público,  había en el lugar un aguafiestas, porque nunca falta alguien así; y, en medio de los elogios, el hombre comentó que el cuadro era defectuoso, porque el maestro había olvidado un detalle elemental: la puerta no tenía picaporte; a lo cual Hunt, de inmediato, aclaró:  —-No se trata de un olvido de mi parte, solo que esa es la puerta del corazón humano y  solo puede  abrirse desde adentro. ¡Esa es la clave!

 

En el episodio comentado, las cosas se complican aún más cuando el Carpintero que dice ser  la Puerta, ahora es quien llama a la puerta. ¿Una puerta que toca a otra puerta? Esa idea  no se le habría ocurrido ni siquiera a Guiillaume Apollinaire, “abuelo” del movimiento surrealista.

 

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Código Jesús, página 202-204)

Read More
VI-NOV-02

El carpintero es la puerta P3

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

En los tiempos del liberalismo teológico se puso de moda la llamada “desmitologización”. Hoy, por el contrario, se vive una era neopagana caracterizada por una creciente “remitologización”. Acuciosos obreros se ocupan ahora mismo, día y noche, en la construcción de un nuevo monte Olimpo, morada de falsos dioses, al pie de una Atenas llamada  Aldea Global, que  no tiene puertas de protección.

 

Entre tanto, el Carpintero que nos tiene acostumbrados a increíbles declaraciones sobre sí mismo, ahora suelta otra, que ya es el colmo:”Yo soy la puerta”. Algunos de quienes lo escuchan probablemente habrán adquirido puertas fabricadas por él y, por eso, lo entenderían si dijera: ‘Yo fabrico la puerta’. Pero nadie ha visto nunca que un carpintero sea una puerta.

 

«Jesús les puso este ejemplo, pero ellos no captaron el sentido de sus palabras.  Por eso volvió a decirles: “Ciertamente les aseguro que yo soy la puerta de las ovejas”».

Juan 10:6,7

 

Oye, Carpintero, conocemos bien la Puerta de las Ovejas, está un poco  más allá, a tus espaldas. Todos hemos utilizado esa puerta alguna vez para traer a la ciudad el ganado lanar para el matadero. Esa puerta fue restaurada en tiempos de Nehemías y aún  sigue en pie, con sus enormes goznes de hierro. ¿Cómo puedes decirnos que tú eres esa puerta? Por favor, buen Jesús, o eres la puerta o eres el pastor que cruza por la puerta acompañado de sus ovejas.

 

Definitivamente las ovejas son animales torpes, tienen la vista corta y el oído pesado. Allí está su Pastor Eterno -el raah del Salmo 23- hablándoles personalmente, pero  no lo reconocen. Por el contrario, se desconciertan aún más cuando resulta que el Carpintero ya no solo pretende ser la puerta, sino la puerta de las ovejas; y, para completar la chifladura, finalmente quiere convencer a todo el mundo de que es también el pastor.

 

«Yo soy el buen pastor. El buen pastor da su vida por las ovejas».

Juan 10:11

 

¿Un Carpintero que es una puerta, una puerta que es un pastor? Vaya, muchos de ellos son artesanos y saben algo sobre puertas, otros son pastores y entienden bastante de ovejas; y ahora viene  este tipo a tratar de convencerlos de que un carpintero es una puerta y una puerta es un pastor.  Sin embargo, hay también  entre ellos algunos testigos de que Jesús abre los ojos de los ciegos; por lo tanto, bien podría hacer otros milagros este Carpintero-Puerta-Pastor que tiene a todo el mundo desconcertado; por ejemplo, lograr que el carpintero sea puerta y la puerta pastor.

 

«De nuevo las palabras de Jesús fueron motivo de disensión entre los judíos.  Muchos de ellos decían: “Está endemoniado y loco de remate. ¿Para qué hacerle caso?” Pero otros opinaban: “Estas palabras no son de un endemoniado. ¿Puede acaso un demonio abrirles los ojos a los ciegos?”».

 

 

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Código Jesús, página 200-201)

Read More