CR - Colombia
CR - España
CR - Panamá
CR - USA

 

Blog

004

Los Odres Viejos

  |   Darío Silva-Silva, Visión Integral   |   No comment

El Vino Nuevo

¿Qué es lo que Jesús llama ‘vino nuevo’?  Para entenderlo debemos remitirnos a su primer milagro en las bodas de Caná.  Entre los judíos se consideraba en aquel tiempo – aún hoy día ocurre también en algunos casos – signo de mal augurio que el vino se agotara en una boda, lo cual explica la sincera preocupación  de María.  Los que sostienen a pie  juntillas que el Señor procesó jugo de uvas sin fermentación no pescan un detalle: el maitre del banquete elogia el bouquet del segundo vino, muy superior al primero según su autorizado concepto.

Este episodio se reduciría a simple anécdota si nos limitáramos a discutir el aspecto material del vino provisto por Jesús.  Como en todo lo realizado por El en cuanto hombre en la Tierra, hay un alto contenido simbólico en ello, que se aclara al observar los efectos producidos por el Espíritu Santo en el día de Pentecostés sobre los ciento veinte austeros cristianos que esperaban su advenimiento en Jerusalén.

“Desconcertados y perplejos, se preguntaban: ¿Qué quiere decir esto? Otros se burlaban y decían: Lo que pasa en que están borrachos”.  Hechos 2: 12-13

En apariencia, aquellos hombres han bebido vino en abundancia, lucen alterados y mascullan la parla incomprensible de los beodos cuando se pasan de la raya.  Sin embargo, uno de ellos, el buen Pedro, se encarga de dar las explicaciones  correspondientes:

“Estos no estaban borrachos, como suponen ustedes.  ¡Apenas son las nueve de la mañana!.  En realidad lo que pasa es lo que anunció el profeta Joel: Sucederá que en los últimos días –dice Dios—, derramaré mi Espíritu sobre todo género humano”.  Hechos 2: 15 –17 a

El vino nuevo de Jesús es el Espíritu Santo, que produce esa embriagues maravillosa.  Por eso pablo, en una de sus cartas más sesudas, complementa la información  dada por su antecesor, después compañero y también antagonista Pedro:

“No se emborrachen con vino, que lleva al desenfreno.  Al contrario, sean llenos del Espíritu”.  Efesios 5:18

(Darío Silva-Silva. Extractado del libro El Eterno Presente, página 113-114)

VISIÓN INTEGRAL
(Antología de textos de nuestro pastor presidente)

 

Comparte...Email this to someoneShare on Google+Pin on PinterestTweet about this on TwitterShare on Facebook

AUTHOR - Casa Roca

No Comments

Post A Comment